Garantizada la gobernabilidad en Paraíso

COMPARTIR

La primera acción que concretará la administración que encabeza Ramiro López Contreras es diseñar una estrategia de austeridad y recaudación para pagar el laudo de 96 mdp antes de que concluya su gestión.

Se seguirán brindando los servicios municipales y la obra pública programada se ejecutará en tiempo y forma.

La toma de decisiones no será unilateral sino colegiada, en consenso con los otros dos concejales Julio César Contreras Santos y Rosa María Arias Palma.

CARLOS SALAZAR

Ya se están diseñando unas estrategias para cubrir el pago del laudo por 96 millones de pesos en lo que resta de la actual administración y en un plazo no mayor a diez días habrá un acuerdo para solventar el mandato de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

En esos términos se expresó el concejal Ramiro López Contreras tras rendir protesta como presidente del Concejo Municipal que dará certidumbre legal y política a esta demarcación, luego de que fuera disuelto el Ayuntamiento Constitucional por decisión del máximo órgano judicial del país.

Ramiro López, quien se venía desempeñando como asesor del ex alcalde Dr. Bernardo Barrada Ruiz, detalló que durante este período que concluye el 4 de octubre próximo se aplicará un intenso programa de austeridad y recaudación, aunque la obra pública que ya está programada no se verá comprometida, gracias a las gestiones que dejó concretadas su antecesor.

Mencionó que todas las decisiones de la administración municipal se tomarán de manera colegiada junto con sus compañeros concejales Julio César Contreras Santos y Rosa María Arias Palma, y que pese a las condiciones financieras, el municipio seguirá caminando por la ruta del desarrollo.

Finalmente, indicó que ya se han logrado algunos acuerdos con el representante de los 23 ex funcionarios del Ayuntamiento que ganaron el laudo laboral, a fin de que se cumpla el mandato de la Corte sin dejar de brindar los servicios municipales a la población paraiseña.

PERFIL DE LAS NUEVAS AUTORIDADES

El nuevo concejal presidente es egresado de la carrera de Ingeniería Industrial en Química por el Instituto Tecnológico de Villahermosa, generación 1980-1984. Emprendedor y fundador de diversas organizaciones productivas del sector primario.

Su primera actividad en la iniciativa privada fue impulsar la industrialización de productos agrícolas como la copra y el cacao, así como la captura y comercialización de especies pesqueras.

Entre 1985 y 2000 Ramiro López Contreras fundó dos organizaciones agropecuarias y coadyuvó en la constitución de una sociedad cooperativa de producción pesquera y actualmente trabaja en un proyecto para el desarrollo sustentable de bancos ostrícolas.

A partir de 2010 su trayectoria profesional se unió a la del Dr. Bernardo Barrada Ruiz, encauzando su experiencia en el campo y sus relaciones con familias del medio rural al proyecto político del entonces diputado local, desempeñando el cargo de secretario Técnico en el Congreso del Estado (LX Legislatura).

En 2012 y 2015 fue coordinador de las campañas proselitistas del candidato a la presidencia municipal de Paraíso, Dr. Bernardo Barrada Ruiz, y desde 2016 fungía como asesor de la Presidencia Municipal, encomienda que dejó para asumir la presidencia del Concejo que concluirá el período para el que fue electo el Dr. Bernardo Barrada Ruiz.

Por su parte, el concejal Julio César Contreras Santos es egresado del Centro de Bachillerato Tecnológico y tiene estudios de especialización en temas de computación, seguridad industrial y protección civil.

Durante casi 15 años se desempeñó en la iniciativa privada, laborando en compañías proveedoras de Pemex y en 2016 asumió la Coordinación de la Unidad Municipal de Protección Civil.

Actualmente cursa el quinto cuatrimestre de la carrera de Derecho Burocrático en el Instituto Nacional de Estudios Sindicales y de Administración Pública de la Federación de Sindicatos de Trabajadores del Estado.

La tercer concejal, Rosa María Arias Palma, es profesora de educación primaria y justo hace un año se jubiló después de dar clases durante 45 años a varias generaciones de estudiantes paraiseños.